Tesis num. XI.3o.31 C, Tercer Tribunal Colegiado del Décimo Primer Circuito, 12 de Febrero de 2008 - Jurisprudencia - VLEX 38335386

Tesis num. XI.3o.31 C, Tercer Tribunal Colegiado del Décimo Primer Circuito, 12 de Febrero de 2008

Emisor:Tercer Tribunal Colegiado del Décimo Primer Circuito
Número de Resolución:XI.3o.31 C
Fecha de Publicación:12 de Febrero de 2008
RESUMEN

MEDIDAS PROVISIONALES. LAS QUE SE DECRETAN EN EL JUICIO DE DIVORCIO, PARTICIPAN DE LA MISMA NATURALEZA DE LAS PROVIDENCIAS PRECAUTORIAS (LEGISLACIÓN DEL ESTADO DE MICHOACÁN).

 
EXTRACTO GRATUITO

De una interpretación sistemática del contenido de los artículos 270 al 289 del Código de Procedimientos Civiles del Estado de Michoacán, que se ocupan de regular las providencias precautorias o también conocidas como medidas cautelares o medidas precautorias, es posible establecer que las mismas se caracterizan por los siguientes elementos que les son comunes: 1. Provisionalidad o provisoriedad, en cuanto que tales medidas, decretadas antes o durante un proceso principal, sólo duran hasta la conclusión de éste, pero en ninguno de tales casos la tramitación de la medida tiene incidencia sobre el proceso principal o afecta su desarrollo; 2. Instrumentalidad o accesoriedad, en cuanto que no constituyen un fin en sí mismas, sino que nacen al servicio de un proceso principal; 3. S. o celeridad, en cuanto que, por su misma finalidad, deben tramitarse y dictarse en plazos muy breves; y por regla general, sin audiencia previa de la contraparte; y, 4. Flexibilidad, en razón de que pueden modificarse cuando varíen las circunstancias sobre las que se apoyan. Tomando en consideración lo anterior, también es posible determinar que las llamadas "medidas provisionales" que pueden ser decretadas durante la sustanciación del juicio de divorcio, según lo dispone el artículo 241 del Código Civil del Estado de Michoacán, participan de la misma naturaleza a las que se refieren los preceptos invocados en primer término, porque aun cuando su denominación es distinta, de cualquier manera persiguen la misma finalidad y reúnen las mismas características, puesto que las medidas que prevé el citado numeral son provisionales, porque solamente se decretarán para tener vigencia durante la sustanciación del juicio de divorcio, sin tener incidencia sobre el proceso principal o afectar su desarrollo; además, son accesorias a la cuestión principal, porque no influyen en el sentido de la sentencia que se llegue a dictar en el juicio; también su dictado y ejecución se realiza con celeridad, ya que deben dictarse desde el momento de la presentación de la demanda de divorcio; y, finalmente, son dictadas con flexibilidad, en razón de que pueden modificarse cuando varíen las circunstancias sobre las que se apoyan. Por tanto, se pone de manifiesto que las "medidas provisionales" a que se refiere el artículo 241 del Código Civil de la citada entidad federativa, participan de la misma naturaleza de las "providencias precautorias" reguladas por el capítulo II del título cuarto del...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA